Ecografía

La ecografía de diagnóstico, también denominada sonografía o sonografía médica de diagnóstico, es un método de diagnóstico por imágenes que usa ondas de sonido para producir imágenes de las estructuras dentro del cuerpo. Las imágenes pueden brindar información valiosa para el diagnóstico y tratamiento de diversas enfermedades y afecciones.

 

La mayoría de los exámenes por ecografía se realizan con un ecógrafo por fuera del cuerpo, aunque algunos comprenden la colocación de un pequeño dispositivo dentro del cuerpo.

 

Por qué se realiza

La ecografía se utiliza por diversos motivos, incluidos los siguientes:

  • Ver el útero y los ovarios durante el embarazo y controlar la salud de un bebé en desarrollo
  • Diagnosticar enfermedades de la vesícula
  • Evaluar el flujo sanguíneo
  • Guiar una aguja en una biopsia o tratamiento de tumor
  • Examinar un nódulo mamario
  • Controlar la glándula tiroides
  • Buscar problemas genitales y de próstata
  • Evaluar la inflamación de las articulaciones (sinovitis)
  • Evaluar la osteopatía metabólica

Ecografía Doppler venosa:

    • Objetivo: Evaluar el flujo sanguíneo en las venas y diagnosticar enfermedades venosas.
    • Aplicación: Se utiliza principalmente en el estudio de enfermedades como la trombosis venosa profunda (TVP) y las várices.
    • Procedimiento: Se aplica un gel en la piel sobre la zona a examinar y se utiliza una sonda de ultrasonido para emitir ondas de sonido hacia las venas. Las ondas reflejadas se traducen en imágenes en tiempo real que muestran el flujo sanguíneo y permiten identificar obstrucciones o coágulos.
    • Beneficios: Es un examen no invasivo, seguro y indoloro. Permite evaluar la función de las válvulas venosas y detectar condiciones como la insuficiencia venosa crónica.

Ecografía Doppler arterial:

    • Objetivo: Evaluar el flujo sanguíneo en las arterias y diagnosticar enfermedades arteriales.
    • Aplicación: Se utiliza para detectar estrechamientos (estenosis) o bloqueos en las arterias, evaluar el flujo sanguíneo y diagnosticar enfermedades como la enfermedad arterial periférica.
    • Procedimiento: Se aplica un gel en la piel sobre la zona a examinar y se utiliza una sonda de ultrasonido que emite ondas de sonido hacia las arterias. El Doppler registra la velocidad y dirección del flujo sanguíneo y genera imágenes en tiempo real.
    • Beneficios: Es un método no invasivo, seguro y sin radiación. Permite evaluar el estado de las arterias y determinar el grado de obstrucción, siendo útil en la evaluación preoperatoria y el seguimiento postoperatorio.

Ecografía Dúplex carótida:

    • Objetivo: Evaluar las arterias carótidas en el cuello y detectar enfermedades relacionadas.
    • Aplicación: Se utiliza para detectar estrechamientos (estenosis) en las arterias carótidas, evaluar placas de ateroma y determinar el riesgo de accidente cerebrovascular.
    • Procedimiento: Combina la ecografía convencional con la evaluación del flujo sanguíneo mediante el Doppler. Se aplica gel en la piel y se utiliza una sonda de ultrasonido para visualizar las arterias carótidas y analizar el flujo sanguíneo en tiempo real.
    • Beneficios: Permite evaluar el grado de estenosis de las arterias carótidas, determinar la presencia de placas de ateroma y establecer un plan de tratamiento adecuado para reducir el riesgo de accidente cerebrovascular.